Contenido de temario en un grupo de discusión de un curso de técnicas de ventas o algo así:

“Miccionar no es mear. Mear es cutre, es echar un chorrillo obligatorio de pestilentes orines.

Miccionar es la voluntad de poner en valor una cualidad humana de supervivencia con el plus de la cultura que reafirma el conocimiento de los albores de una lengua. Supone ver una sustancia supuestamente negativa como positiva. Orinar decían los antiguos. Mear los simples. Miccionar los complejos”.

Alucinantes los vendedores, no? Cómo son capaces de enrroscarse al cuerpo y bailar entre lo mundano y lo sublime.

Anuncios