Manuel Gil Moreno

Siempre he pensado que España cuenta, desde hace mucho tiempo además, con un buen puñado de periodistas de guerra, corresponsales, reporteros, fotoperiodistas, a la altura de los mejores del mundo. A la altura de las mejores agencias internaciones. De los reporteros/periodistas se conocen sus nombres, pero de los cámaras, pocos; sólo si los matan. Pero tenemos grandes ejemplos. Desde el gran ojo de Ramón Lobo, el INMENSO y en activo Gervasio Sánchez, el admirado y valiente Jon Sistiaga, Maruja Torres en sus tiempos de Beirut, Alberto Vázquez-Figueroa, Mercedes Gallego, Arturo Pérez-Reverte, ahora reconvertido, esa institución que es Rosa María Calaf, Almudena Ariza….  a los más recientes, como Maysun, una jovencísima fotógrafa freelance que a mí me tiene pasmada…… hasta los que ya no lo cuentan, como Miguel Gil Moreno, victima en 2000 de una emboscada guerrillera en Sierra Leona, o el mismo José Couso, acribillado en 2003 por el ejército americano durante la invasión de Irak mientras grababa con su cámara al propio Sistiaga.

Todo esto viene a colación de la poca publicidad, y por ende, homenaje y reconocimiento público, que observo se está dando de los últimos fotoperiodistas españoles premiados por los mejores y más importantes premios y certámenes de fotografía internacionales. ¡Coño! Es para sentirse orgullosos! Es para aplaudir, para hacer reportajes en televisión, para verlos publicados en dominicales, etc. Pero aquí sólo se hacen reseñas del día. Andamos demasiado aturdidos por la negra crisis, los índices del paro, los desahucios, la amante del rey, el yerno del rey, Bárcenas sobrecogido, los ERE fraudulentos y las delirantes comparativas entre nazismo y escraches….. que dios nos ayude.

Pero resulta que, además de todo eso, al fotoperiodista asturiano Manu Brabo, le han dado el Premio Pulitzer 2013 a la “mejor cobertura gráfica informativa” por su trabajo en la guerra de Siria. Trabaja para la agencia Associated Press. Hace dos años estuvo 43 días secuestrado en Libia por el ejército de Gadafi, sí, porque también estuvo allí. La fotografía es de un padre y su hijo muerto, en Aleppo, de hace apenas 3 días. Una “Piedad” de Miguel Angel sacra, espeluznante y real. Y resulta que, de lo que se queja amargamente en su entrevista, no es que en España no se valore el trabajo de fotorreportero, no se pague bien, no se premie…. no. Se queja de que es imposible trabajar aquí. Muchísimos españoles trabajando en conflictos internacionales para agencias extranjeras, que luego “venden” aquí, ya que los medios españoles ni contratan ni compran directamente su trabajo. Un trabajo de un nivel excelente, reconocido fuera de España, y que las pruebas de los premios internacionales lo avalan, empujado al exilio, como tantos otros.

Javier Bauluz, otro asturiano curiosamente, fue el primer español que ganó un Pulitzer en 1995.

Y además, este año, nada menos que 4 españoles han sido galardonados por el prestigioso World Press Photo 2012; Samuel Aranda, que trabaja para el New York Times, ha sido galardonado por una fotografía en Yemen que publicó dicho periódico; Bernat Armangué, que también trabaja para Associated Press, primer premio en la categoría “Historias Breves” por una instantánea de Gaza; Emilio Morenatti, de Jerez de la Frontera, tercer premio en la categoría “Hechos contemporáneos” por una fotografía de los disturbios de Barcelona en marzo de 2012. Fue nombrado por su agencia en 2008 como Fotógrafo del Año. Tiene un pie amputado por un atentado en Afganistán; Daniel Ochoa de Olza, segundo premio en la categoría “Retratos” por un idem del torero Padilla, digno de ver. Bueno, todas son dignas de ver…

Tan sólo una cosa más; por favor, dejemos ya los discursos moralistas sobre los fotógrafos de guerra. Que parece que todavía no nos hemos enterado. Ellos son nuestras conciencias; si la tenemos sucia, es nuestro problema, no el de ellos.

– Premio Pulitzer 2013 a Manu Brabo  AQUI

– Premio World Press Photo 2013 a Bernat Armangué AQUI

– Premio World Press Photo 2013 a Samuel Aranda AQUI

– Premio World Press Photo 2013 a Emilio Morenatti AQUI

– Premio World Press Photo 2013 a Daniel Ochoa de Olza  AQUI

– Web World Press Photo – Listado y Fotografías premiadas 2013 AQUI

———-

No me resisto a destacar este párrafo de un artículo llamado “Los ojos de la Guerra” en la revista “Qué leer“, que parece mentira, pero fue publicado allá por el 2010:

– “Por otra parte, se detecta entre estos reporteros un desprecio mayúsculo respecto a la tendencia al espectáculo presente en muchos medios de comunicación: “Si mañana hay un atentado en Kabul, las televisiones o los diarios enviarán a un periodista para que entre en directo y diga ‘estoy aquí’ –resume Olga Rodríguez, autora de uno de los mejores libros escritos en los últimos años, El hombre mojado no teme la lluvia (Debate), donde recorre las calles de Oriente Medio mostrando la vida de muchos de los personajes con los que ha ido tropezando a lo largo de su carrera–. Al día siguiente lo traerán de vuelta a casa, para no gastar dinero, y ese periodista no tendrá ni idea de lo que realmente ocurre en Kabul. Si quiere saber qué pasa allí, necesita mucho más tiempo. Pero las empresas informativas no están dispuestas a gastar dinero y por eso están cerrando corresponsalías en todo el mundo”.

Imagen superior: Fotógrafo Manuel Gil Moreno, muerto en el año 2000 en Sierra Leona

Anuncios